Miguel Rus, en la Asamblea CES: “No podemos seguir esperando más. Es hora de movilizarse”

136
0
Compartir
D0-1stwWwAAUEr0

No ha sido la de 2019 una Asamblea más de la CES, Confederación de Empresarios de Sevilla. Pasan los años y las carencias y oportunidades de la provincia siguen en la lista de “pendientes” y de eso modo es imposible que  la actividad empresarial se impulse al ritmo suficiente para ser un revulsivo económico en la provincia.

Por ello, con más contundencia que otros años, el presidente de la CES, Miguel Rus, transmitió ayer a todos los asociados y asistentes a la Asamblea anual que desde la patronal sevillana quieren actuar, sin más demora, impulsando a la sociedad civil para constituir una plataforma que haga oir la voz de Sevilla, implicando a instituciones y entidades para exigir a Gobierno central y Junta de Andalucía las infraestructuras que se necesitan, entre las principales todas aquellas que permitan dar un salto en movilidad a la ciudad y provincia.

“No podemos seguir año tras año demandando proyectos que se quedan en el papel. El metro, la conexión del aeropuerto con Santa Justa, los túneles de la SE-40, los tranvías de Dos Hermanas, de Alcalá de Guadaíra y del Aljarafe, conexión de la A-49 a la Autovía de la Plata, etc. es una responsabilidad de todos que no podemos eludir”, aseguran desde la CES.

La cansina demanda se basa en una necesidad real de Sevilla. “Es necesario llevar a cabo un amplio plan de inversiones públicas, para hacer frente a las grandes deficiencias en comunicaciones que aún padecemos en nuestra provincia”. Y son muchas, ” y cada año nos encontramos con las mismas necesidades”, sentenció Rus.

“El incremento del empleo sólo vendrá dado por un aumento de la actividad empresarial y la creación de más empresas en un clima de seguridad jurídica y con una fiscalidad acorde a las circunstancias”, “dejemos de ser cortoplacistas y pasemos a una acción contundente de promoción de la empresa sevillana y de impulso de los sectores productivos, intensivos en mano de obra” ha afirmado el presidente de la CES.

La Confederación de Empresarios de Sevilla (CES) resume sus demandas en este decálogo, presentado en la Asamblea:

1.- Para atraer inversiones y proyectos, sobran las buenas intenciones y se hace preciso trabajar para contar con una administración ágil y efectiva,  eliminando trabas burocráticas y, muy importante, reduciendo la fiscalidad de las empresas y eliminando impuestos

2.-  Instar a la Administración Central para la creación de una unidad operativa específica para luchar contra la economía sumergida. (Actualmente supone en torno a un 20% del Producto Interior Bruto de la provincia de Sevilla)

3.- Creación de una Mesa de Trabajo en la CES para detectar necesidades de las empresas, promover ciclos formativos y abrir nuevos caminos para el empleo entre los jóvenes. Es fundamental, establecer un calendario que permita la presentación de proyectos concretos a la administración y poder actuar sobre las demandas efectivas de trabajadores cualificados por parte de las empresas.

4.- El turismo en Sevilla debe presentar una oferta unificada en la que empresarios, Junta, Ayuntamiento y Diputación colaboren. Contamos con un grupo de trabajo que elaborará un informe de situación, los retos y los caminos a seguir en todos los órdenes.Debemos hacer de Sevilla la gran capital del turismo europeo y  junto a la provincia crear un producto imbatible.Tenemos la posibilidad de incorporar un catálogo de iglesias y conventos que permita, por una parte, la recuperación de sus espacios y, por otra, el mantenimiento de las comunidades religiosas.

5.- La CES va a impulsar la creación de una plataforma de instituciones y entidades de la sociedad civil sevillana, para exigir a los gobiernos central y autonómico un compromiso efectivo con las obras de infraestructura que necesita Sevilla.

No podemos seguir año tras año demandando proyectos que se quedan en el papel. El metro, la conexión del aeropuerto con Santa Justa, los túneles de la SE-40, los tranvías de Dos Hermanas, de Alcalá de Guadaíra y del Aljarafe, conexión de la A-49 a la Autovía de la Plata, etc. es una responsabilidad de todos que no podemos eludir

6.- Impulso de la colaboración público-privada en proyectos de envergadura, en el campo de las infraestructuras, de la cultura, de la inversión en Investigación, etc.

7.- Los nuevos desarrollos urbanísticos y las nuevas tendencias sociales, hacen de la logística un elemento a tener en cuenta en los próximos años. Es necesario crear una mesa sobre Logística, con presencia de empresarios y administraciones representativas de Sevilla y del área metropolitana

8.- Sevilla capital no puede seguir perdiendo población. Tenemos que conseguir que los sevillanos se queden en su ciudad y esto sólo será una realidad con una oferta de vivienda que, actualmente, no existe. El Ayuntamiento debe ser consciente de ello y colaborar con el sector para conseguir cambiar la tendencia actual de despoblación de la capital.

9.- Industria, startup y servicios, son sectores con un gran futuro e intensivos en mano de obra especializada. Se necesitan planes específicos que contemplen los cambios radicales producidos en los mercados y la necesidad de adaptación de las empresas. Existen empresas del sector que están valorando las ventajas de implantarse en nuestra ciudad por nuestra calidad de vida, hay que atraer ese talento con la creación de un entorno favorable a la inversión.

10.- El campo sevillano y su industria derivada, debe ser una prioridad para los gobiernos central y autonómico que tienen la obligación, por una parte, de defendernos ante los ataques a nuestros productos y, por otra, conseguir mantener una posición de fuerza en las negociaciones de la PAC.

Contamos con un sector agrario de los más modernos del mundo y esa fortaleza le hace merecedor de un trato preferente por parte de las administraciones.

El tiempo dirá si, esta vez, esa contundencia de palabras y deseos de la CES pasa a la acción, o se queda en los titulares.

 

Compartir

Dejar un comentario